Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

24 abr. 2014

El gato y el chupete

Érase una vez un gato pequeñito al que le gustaba muucho pasear por el campo, adoraba el olor de las nubes, el sentir de las flores, el viento en sus orejas, el sonido de las mariposas y abejas, el pastar de  las vacas, ...era feliz mojando sus patitas en los charcos y bebiendo agua de los ríos.

Este gatito, como era muy pequeñito, dormía siempre con chupete. Tenía uno grande y bonito de color blanco y celeste, y siempre siempre lo sacaba del bolsillo y se lo ponía para echarse la siesta.

Un día, cuando fue a beber en el río, el chupete se le escurrió del bolsillo y cayó al agua...


¡Oh Dios mío! -dijo el gato- 
¿Y ahora qué haré? ¿cómo voy a poder dormir sin mi chupete? 

Siguió caminando triste, pesaroso, y pensando qué hacer. De repente, llegó a una ventana, miró a través de ella y vió a un niño muy grande jugando con coches, corriendo de un lado a otro y riendo sin parar. A su lado, en una esquinita de la cama, había un chupete precioso blanco y azul,

¡cómo el mío! -exclamó-

El gato, como era muy pequeñito, se metió por el hueco de la ventana, agarró el chupete y lo metió en su bolsillo de nuevo con mucha ilusión...ERA FELIZ. Iba sonriente por el campo de nuevo, y cuando llegó la noche, pudo dormir de un tirón con su precioso chupete. Al fin y al cabo, el niño era graaaande y ya no lo necesitaba para dormir.



Y esta es la historia gracias a la cual, de casualidad, 
nuestro gordito pelón dejó el chupete a los 20 meses
es que claro,

 "mamá, ¡se lo llevó el gato!"
-como él dice-
(y es que tengo un gordi para comérselo de bueno)


¡Feliz día!

10 comentarios :

  1. Me la apunto a todas las historias para quitar chupetes que ya tengo en mi haber. Tendré que hacer post recopilatorio! Besotes a tu gordo y a ti! La ilustración chulísima!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. :)))) Gracias por comentar guapetona!!! Un besazoo enooorme!

      Eliminar
  2. Que bueno!! Me encanta como el gordi ha decidido dejar el chupete el sólo!
    Un beso!
    ah! Y me chifla tu dibujo del gatito!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. :)) el gordi es un campeón!! jajaja
      Gracias guapisima!!! muuuak!

      Eliminar
  3. Que linda historia! afortunadamente la mía nunca usó chupete. Gordo molón se empieza a hacer mayor :) saludos!

    ResponderEliminar
  4. Gracias!!! sii! como pasa el tiempo!! se hace mayorcito ;))
    Besosss!

    ResponderEliminar
  5. Enamorada de tus dibujos!!! Qué historia tan linda,

    Bss

    ResponderEliminar
  6. Ohhh, no te lo vas a creer cuando te lo cuente, pero más o menos así me quitaron mis padres el chupete a mí! jaja. Siempre me cuentan esa historia... Aunque la cambiaron un poco, en su caso me cortaron la tetina del chupete y me dijeron que el gatito se la había comido, y yo iba por ahí con mi chupete sin tetina enseñándole a todo el mundo lo malo que era el gato que me había dejado sin él.. jajaja.

    Feliz día♥
    María {La cajita de música}

    ResponderEliminar
  7. La de venturas que hay que idear para quitarles el chupete mientras yo ando persiguiendo a mi bichilla para que lo use ¡me voy a arrepentir mucho de mi insistencia en el futuro!

    ResponderEliminar
  8. A mi sobrina se lo llevó el pajarito pinzón, a estos animales les gusta mucho tener un chupete!!

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario, ¡vuelve pronto! ;-)

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

About